Las pinturas acrílicas son las más usadas en el pintado de miniaturas. Como toda pintura, consta de pigmento, que es lo que da el color, y de diluyente/aglutinante. En el caso de las acrílicas, el disolvente está hecho en base de agua (y otras sustancias) y es lo que se conoce como médium.

Cuando una pintura lleva tiempo sin usarse, el pigmento tiende a depositarse en el fondo y el médium se queda arriba. Si no agitamos bien la pintura (y a veces cuesta), lo que sale del bote suele ser principalmente el medium, un líquido bastante traslúcido que cubrirá muy mal la miniatura.

bolitas de metal para agita pinturasPara ayudar en la agitación de los botes, se venden unas bolitas o rodamientos de acero (mejor sin son inoxidables o stainless), pensadas para meterlas en el bote de pintura. No las he usado hasta hace poco porque me preocupaba que pudiesen taponar la salida de pintura, pero de momento no he tenido problemas y me estan funcionando bastante bien.

Se comercializan también diversos productos llamados medium. Sirven para diluir la pintura al tiempo que aglutina el pigmento, además de darle alguna propiedad según el producto. Así hay medium brillantes que confiere brillo a la pintura, medium para veladuras que permiten hacerla traslúcida de un modo homogéneo y retarda su secado, medium metálico para convertir una pintura en su version metalizada (aunque, en este caso, tambien la blanquea un poco), etc.

Compartelo con tus amigos: